España es uno de los países con mayor singularidad y pluralidad de Europa. Fenicios, griegos y cartagineses, íberos y celtas, romanos y visigodos junto con islámicos, judíos y cristianos han sido algunas de las civilizaciones y pueblos que han marcado la diversidad arquitectónica y cultural de este país. Numerosas costumbres junto con la belleza monumental heredada han dejado lugares con un encanto especial merecedores de ser conocidos.

Con la idea de descubrir los sitios más bonitos de España, hemos pedido consejo a los viajeros más experimentados del panorama actual. Ellos han sido los encargados de elegir cuáles son los pueblos con más encanto de España.

Variedad paisajística, arquitectura monumental, gastronomía peculiar o festejos especiales son algunos de los criterios que marcaron a estos blogueros de viajes a decantarse por los rincones más especiales de nuestra geografía.

 

Patones de Arriba, Madrid

Patones-de-Arriba

Veronica Touristear.com

A pocos kilómetros de Madrid se encuentra el antiguo y pequeño Reino de los Patones, ahora conocido como Patones de Arriba y ubicado en una de las laderas de la sierra madrileña.

Es un pueblo en el que predomina la pizarra negra en el revestimiento de sus viviendas y que aprovecharon la peculiaridad del suelo para construir sus casas en diferentes alturas con zonas para el ganado y el cereal.

En esta localidad se puede disfrutar de una rica gastronomía, visitar sus tiendas de artesanía, hacer rutas de senderismo, hacer espeleología en la cueva del Reguerillo o practicar escalada en sus paredes verticales.

Pero Patones de Arriba es sobre todo un pueblo para disfrutar de una buena comida, perderte en sus callejuelas y visitar las ruinas del antiguo reino. Sí has leído bien, era un reino con cientos de años de antigüedad, escondido en las montañas de Madrid, desde los sarracenos hasta su asimilación al reino de España.

A pocos kilómetros de Patones de Arriba, podemos encontrar las Cárcavas de Alpedrete de la Sierra, erróneamente conocidas por las Cárcavas de Patones. Estas cárcavas se transforman en un color rojizo cuando incide el sol sobre ellas y parecen un bien divino, según nos comenta Víctor de Senderismoguadalajara. Se pueden acceder a ellas desde la Presa de El Pontón de la Oliva y son recomendadas si te gusta andar y descubrir lugares alucinantes.

 

Guadix, Granada

Guadix-casas-cuevas

Enrique y Marga Los viajes de Margalliver

Guadix está situado en la provincia de Granada y adquiere un encanto especial gracias al barrio de las casas cuevas, situado a 1-2 km del centro de la ciudad. Desde el mirador de Padre Poveda, podrás divisar a tu alrededor las “badlands” con las casi 2000 casas cuevas que posee este municipio. Es una auténtica maravilla, nosotros le llamamos “la Cappadocia española”. Incluso podrás visitar las cuevas y alojarte en alguna de ellas, sin duda una experiencia única. Pasear por las noches es un placer, podemos sentirnos como los musulmanes que abandonaron Granada en los años de los reyes católicos. Todo se encuentra en silencio, con una luz baja, ideal para contemplar las estrellas. Una lección de historia.

Además de las casas cuevas, Guadix posee una alcazaba de la época musulmana y la catedral .

La figura de Cascamorras, no hace más que acrecentar su atractivo. Septiembre es el mes protagonista para esta figura. Estos intentarán recuperar la figura de la virgen de Baza, en un camino lleno de obstáculos y bastetanos preparados con pinturas negras para evitarlo. Sin duda una fiesta que cada año congrega a más personas.

La gastronomía también forma parte del carácter de Guadix. Como buenos granadinos, las tapas con consumición están servidas, no te olvides pedir unas buenas gachas, especialidad de la comarca.

 

Mondoñedo, Lugo

catedral-de-mondon%cc%83edo

Jose y Gloria El viaje me hizo a mí

Mondoñedo es un pueblo de la provincia de Lugo de tan sólo 3.000 habitantes. Tiene una historia muy rica, de hecho fue capital de provincia hasta bien entrado el Siglo XIX. Es un lugar ideal para pasar un fin de semana relajado debido a la tranquilidad que se respira por sus calles. Esta solo se rompe en la Feria de la San Lucas, alrededor del 18 de octubre y en el Mercado Medieval, el fin de semana del segundo sábado de agosto.

Entre las atracciones turísticas de Mondoñedo destaca la Catedral. Posee una mezcla de estilos románico, gótico y barroco debido a que tardó varios siglos en construirse. Llama bastante la atención un monumento de esta envergadura en un pueblo tan pequeño pero se debe a que Mondoñedo es una sede episcopal.

El resto de atractivos turísticos se recorren en una mañana. Los más destacados están en el casco urbano. Comienza por subir hasta la Iglesia de los Remedios para ver la alameda. Una vez hecho esto pregunta por el barrio de Os Muiños y dirígete hasta A ponte do Pasatempo.

Entre estos dos puntos encontrarás el resto de lugares atractivos del casco urbano como A FonteVella, el Seminario de Santa Catalina, la Iglesia de la Alcántara con el centro de interpretación del Camino Norte de Santiago y la plaza de la Catedral. Te recomendamos el Museo de Arte Sacro, en la misma catedral. Si lo visitas podrás tocar literalmente el rosetón durante el recorrido.
Además de lo mencionado anteriormente merecen una visita el Cementerio Viejo y el área de la Fervenza donde te podrás bañar en Verano. A este último lugar debes ir en coche. También te recomendamos a Cova do Rei Cintolo la más profunda de Galicia que se encuentra en la parroquia de Argomoso.

 

Astorga, León

astorga

Ivan y Nuria Apeadero

Astorga es una de las paradas obligatorias del Camino de Santiago. Obligatoria y sorprendente. Sorprendente porque jamás hubiera imaginado que encontraría en una población entre León y Santiago joyas como el Palacio Episcopal de Gaudí, su catedral, sus murallas… Todo ello junto con una gastronomía inolvidable y unas fiestas interesantísimas como las de los Astures y Romanos que se celebran a finales de julio.

Pero a parte de todo esto, Astorga es un magnífico centro de operaciones desde el que visitar los alrededores: las médulas, León, Castrillo de los Polvazares etc. Astorga es un pueblo grande, casi una ciudad pequeña, que tiene una gran variedad de alojamientos, muchos restaurantes para todos los bolsillos y tiendas suficientes para abastecerte de todo lo que puedas necesitar. Y todo ello con el ambiente de un pueblo castellano donde todo el mundo se conoce y donde te sentirás integrado desde el primer momento.

 

Albarracín, Teruel

Albarracín

David Suárez Mi mundo en una maleta

Que Albarracín es uno de los pueblos más bonitos de España es algo que se sabe; pero no es hasta que uno pisa sus calles cuando se da cuenta de la belleza del pueblo y de todo su entorno.

No solo es Monumento Nacional, sino que cuenta con la Medalla de las Bellas Artes y además, está propuesto para ser declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

Si hay algo que hace Albarracín uno de los pueblos más bonitos de España, son las calles medievales de su casco antiguo conservadas a la perfección.

Además posee de la bonita Catedral de Santa María (desde la que se tienen unas vistas fabulosas hacia la muralla) la cual podemos visitar con una estupenda visita guiada;
Es un lugar lleno de rincones y recovecos en los que perderse. Caminar por el barrio de San Juan y tener la sensación de que el tiempo se detiene mientras admiras sus aldabas, sus puertas antiguas, sus calles empedradas… o, mientras subes a la muralla a contemplar las maravillosas vistas que se tienen desde allí.

Si además uno decide hacer noche por allí, podrás sentir la magia de la noche en Albarracín. Cuando la mayoría de la gente desaparece de sus calles, podrás pasear por sus callejones iluminados y percibir una sensación única.

Pero no solo eso; si se tiene tiempo, merece la pena darse una buena caminata por el paseo fluvial que discurre por el río Guadalaviar y desde donde se tienen unas vistas preciosas hacia el pueblo.

¿No crees que merece la pena una visita a este precioso pueblo?

 

Buitrago de Lozoya, Madrid

Buitrago-de-Lozoya

Eduardo y Érika Edu y Eri viajes

Buitrago de Lozoya, un lugar con aroma medieval, es, sin duda alguna, el pueblo más icónico de la Sierra Norte madrileña. En medio del valle del mismo nombre es especial por muchos motivos, aunque fundamentalmente es famoso por ser el único de toda la Comunidad de Madrid que conserva totalmente su recinto amurallado original.

Cuando pases por la Torre Albarrana o Torre del Reloj te transportarás a tiempos pasados. Sube por sus murallas y contempla las espectaculares vistas que desde allí se tienen de la villa y las montañas. Visita la iglesia de Santa María, un templo de inicios del siglo XIV y, por supuesto, no te olvides del Castillo, declarado Monumento Nacional en 1931. Los Mendoza, el marqués de Santillana, Juana la Beltraneja e incluso Felipe III residieron en él. A pesar del deterioro al que fue expuesto en los siglos XIX y XX con las guerras de Sucesión y de Independencia, merece la pena su visita sobre todo si se hace coincidir con el mercado medieval que en el mes de septiembre y desde hace dieciséis años se celebra.

Además del castillo o alcázar, os recomendamos visitar el Ayuntamiento ya que en su interior está ubicado el Museo Picasso de Buitrago de Lozoya – Colección Eugenio Arias. La muestra, bastante peculiar, reúne los objetos que Eugenio Arias Herranz, barbero de Picasso, fue recopilando a lo largo de su vida.

Por supuesto, no podéis dejar pasar la oportunidad de pasear por sus calles que tienen la esencia de los pueblecitos de la sierra madrileña, de esos en los que todos hemos parado de vez en cuando a tomar algo.

 

Olite/ErriBerri, Navarra

Olite-Erriberri-Navarra

Rebeca e Iradier Recuerdos de mi mochila

En Navarra hay muchos sitios únicos que se pueden visitar, pero si nos tenemos que quedar con uno podemos decir que este es Olite/ErriBerri. Su palacio de cuento, su conjunto de callejuelas empinadas, iglesias y los restos de sus murallas, conocidos como “El Cerco de Fuera”, hacen de esta histórica villa un lugar que te remonta a épocas pasadas, tanto romanas como medievales, porque estos dos son los orígenes de esta población.

Resulta imprescindible pasear por sus calles para descubrir sus encantadores rincones y conocer su castillo o Palacio Real, construido por Carlos III “el Noble“, que es considerado uno de los más bonitos de Europa. Nos recuerda a un juego de construcciones que casi todos hemos tenido de pequeños… Su interior es un laberinto de patios, corredores, escaleras, salas, almenas y torres desde las que los monarcas contemplaban los torneos.

Además, hay dos fiestas que son representativas de esta localidad. En agosto se puede disfrutar de las fiestas medievales, en las que el tiempo da un salto hacia atrás, para vivir en época de reyes, princesas y palacios. En septiembre se celebra la fiesta de la vendimia, que tiene pregón, catas, desfiles y pisada de la uva, y constituye una muy buena ocasión para degustar los vinos que se producen en esta tierra.

Así que si quieres conocer un lugar muy especial te recomendamos visitar Olite/ErriBerri.

Además de las fiestas medievales y la viña y el vino, el Ayto. de Olite/ErriBerri aconseja visitar la localidad en diferentes momentos. El primero es en Semana Santa, donde se consigue la mayor afluencia de visitantes al pueblo. Otro de los eventos mágicos es el teatro clásico celebrado a finales de julio y principios de agosto, donde puedes disfrutar de 20 días de teatro con actores y actrices del momento. Del 13 al 19 de septiembre, y como puntilla, se celebran las fiestas patronales. Una semana donde disfrutar de gigantes y cabezudos, música en la calle, comida popular, conciertos y vaquillas además de numerosas actividades infantiles.

Por ello, sigamos su lema, ¡si desconoces Olite/ErriBerri, ignoras Navarra!

 

Alcalá de Henares, Madrid

Alcalá-de-Henares

Marta y Marina The patitas en el mundo

 

“¡Alcalá de Henares!

De la lengua y la cultura tú eres gloria

Que ilumina con su llama la memoria

Lo mejor de la española tradición”

Y es que esta ciudad de la comunidad de Madrid tiene mucha historia que ofrecer al visitante.

Para comprobar por qué fue declarada ciudad Patrimonio Mundial por la Unesco, lo mejor es comenzar por la mañana temprano y disfrutar de un chocolate con porras en los cafés aledaños a la Plaza Cervantes, lugar de reunión de todo alcalaíno. No podrás dejar de visitar la Universidad Cisneriana, una de las más importantes de Europa y donde estudiaron ilustres como Quevedo y Lope de Vega. Un recorrido indispensable a la hora del vermut es pasear por la calle Mayor, la calle soportalada más larga de España llena de una rica variedad de bares. Otras sorpresas son la casa natal de Miguel de Cervantes, la cual se puede visitar.

Si eres capaz de salir de la oferta gastronómica de la calle Mayor, deberías encaminarte hasta la Plaza de los Santos Niños para visitar la Catedral de Alcalá.

Uno de los rincones con más encanto al anochecer, es el Palacio Arzobispal, la Plaza de las Bernardas y las murallas Complutenses. Todo ello se puede visitar en un agradable paseo antes de volver al jolgorio alcalaíno del tapeo.

¿Que qué tiene Alcalá de Henares que le haga especial?

Si lo dicho te ha sabido a poco, visítala en su mercado medieval en el mes de octubre y déjate convencer.

 

Antequera, Málaga

Antequera

Pedro y Abigail El boqueron viajero

Antequera es una localidad desconocida para muchos. Siendo de Málaga, no fue hace mucho cuando tuve la oportunidad de conocer una ciudad que se encuentra a escasa media hora de la capital. Su legado histórico me dejó alucinado, pudiendo hacer una ruta de más de casi 30 iglesias. Pero si por algo destaca y debería ser más conocida Antequera es por sus dólmenes. Mucha gente habla de Stonehenge, pero los dólmenes aquí son más antiguos y más grandes. Para los amantes de la naturaleza, el Torcal es una visita imprescindible con montones de anécdotas, ¿sabíais que data de cuando Europa y parte de Oriente estaban cubiertas de agua? Pero no podía ser un lugar digno de El Boquerón Viajero sin su comida, ¡y que comida! Empiezas por la mañana con un mollete con tomate y aceite, continúas para el almuerzo con una porra antequerana, un buen conejo a la cortijera y un bienmesabe de postre. En definitiva un orgullo y un lujo poder contar con Antequera tan cerquita de Málaga.

 

Ronda, Málaga

Ronda

Paco y Vero Paco y Vero travels

Historias románticas de bandoleros y un marco natural impresionante hacen del pueblo de Ronda un precioso destino al que dedicarle al menos tres días.

Con la plaza de toros más antigua de Europa y su famosa calle la Bola, sus empedradas calles muestran orgullosas su pasado ibérico, romano, visigodo y árabe, convirtiéndola en un crisol cultural por el que da gusto pasear y perderse, parando ocasionalmente en algunos de sus famosos bares a degustar el delicioso bocadillo llamado “Serranito o probar en una de sus reposterías los dulces “Yemas del Tajo.

Rodeada de Sierras y próxima a la Costa del Sol, destaca por su Tajo, icono de este pueblo, y por su Puente Nuevo que permite cruzar la garganta del río Guadalevin llevándote directamente al Barrio de San Francisco donde el tiempo parece detenido desde hace siglos.

Cabe destacar entre sus fiestas populares la “Ronda Romántica” que se realiza en mayo y donde es posible ver escenas de bandoleros por las calles más emblemáticas y su feria de Pedro Romero en septiembre con sus famosas Corridas Goyescas.

Por todo ello, Ronda es sin lugar a dudas la ciudad más bonita de Málaga y un lugar mágico que visitar.

 

Mojácar, Almería

Mojácar

Jose y Noelia Mapa y mochila

En este pueblo almeriense poco queda de la Murgis-Akra que fundaron los griegos y mucho de la “Muxacra moros” árabe. Fue en el s. XIII cuando la ciudad se trasladó a su actual emplazamiento, alejándose de la costa, a la que regresó en el s. XX con la construcción de Mojácar Playa y su transformación en uno de los principales centros vacacionales y turísticos de Almería.

Mojácar no destaca por tener un monumento excepcional, y son sus casas encaladas de aire morisco y sus empinadas calles llenas de plantas y flores las que le otorgan ese encanto que le hacen estar entre “Los pueblos más bonitos de España”.

La belleza de Mojácar pueblo debe admirarse a pie, sin prisas, descubriendo poco a poco lugares como la iglesia-fortaleza que protegía a sus gentes de los piratas, plazas con árboles centenarios bajo cuya sombra podremos descansar, las sinuosas calles del barrio judío o la fuente que durante siglos ha abastecido a los mojaqueros. No podéis terminar vuestra visita sin llevaros un Índalo, símbolo de Mojácar y de toda Almería con más de seis milenios de antigüedad y que se cree  que protege de los malos espíritus y trae buena suerte.

Mojácar no es sólo el pueblo y la playa, hay más atractivos como la Torre de Macenas, a la que podemos acceder por una pista de tierra, o la Torre del Pirulico, que formaba parte del sistema defensivo que iba desde Adra hasta Mojácar.

 

Laredo, Cantabria

Laredo

Cristina Viaja en mi mochila

Las enormes playas de Laredo en sí mismas justifican de sobra la visita a esta villa marinera de Cantabria. Acércate en invierno y tendrás la Salvé solo para ti. Ven a verla en verano y compártela con cientos de personas venidas de media España, Francia y otras partes del extranjero (pero sin madrugones ni estrés). En Laredo uno no tiene que luchar por un sitio para su toalla, ¡en Laredo hay sitio para todos!. O, ¿qué tal dejarse caer en otoño para recorrerla a caballo? ¿Qué tal en primavera y cambias caballo por mar y la disfrutas a través de sus olas, tabla de surf en mano?

Pero si la Salve –la más grande y visible de las playas del lugar– no te es suficiente excusa, sube a la Atalaya y disfruta de las vistas, preferiblemente al atardecer. Piérdete por la empedrada y empinada puebla vieja, el rincón de Laredo donde más claramente historia y juerga se dan la mano al caer la noche. Encuentra el camino a El Aila, cómete un bocata del Piculín o vístete de medieval para recibir a Carlos V cuando llegue septiembre. Laredo es mucho más que playa. Vete a verlo y lo comprobarás.

 

Orbaneja del Castillo, Burgos

Orbaneja-del-castillo

Arantxa Donde me dejes llevarte

Si hay un lugar que merece la pena señalar en nuestro mapa viajero y sacar un ratito para verlo, ese es Orbaneja del Castillo, en Burgos. El atractivo de esta pequeña villa, situada en la comarca de Los Páramos y Sedano, reside principalmente en el arroyo que baja en cascada desde el pueblo, formando a su paso cristalinas lagunas de color turquesa.

Lo mejor es llevar calzado cómodo para pasear por las empinadas calles, que además son empedradas. El encanto de esta villa de Burgos, además de las cascadas, se lo da la tranquilidad de sus calles y las casitas, que parecen de cuento.

Desde la plaza del pueblo -considerado Conjunto Histórico desde 1993-, divisamos el origen del arroyo que discurre por el pueblo hasta llegar al Ebro: se llama la Cueva del Agua, y puede visitarse de martes a domingo. Otro de los atractivos turísticos de Orbaneja es su iglesia de estilo románico.

Por último, pero no menos importante, destacamos el espectacular paraje natural que rodea Orbaneja del Castillo: las Hoces del Alto Ebro y Rudrón, por donde se pueden hacer rutas a la vera del río y disfrutar del avistamiento de aves rapaces.

 

Pedraza, Segovia

Pedraza,Segovia-noche-de-las-velas

Verónica de Touristear

Pedraza es uno de los pueblos más bonitos de España, así te recibe el cartel que hay a la entrada del pueblo. Y la verdad que es uno de los más bonitos que conozco.

Cuando entras en Pedraza, cruzas un pequeño arco, que ya te da la idea de lo que te vas a encontrar. Parece que vas a retroceder en el tiempo a algún pueblo medieval en el siglo XVIII, si no fuera porque las personas visten con ropas del siglo XXI.

Este pueblo tiene dos días especiales y convenientes para ir a visitarlo, los dos primeros sábados de julio. Estos días, o noches mejor dicho, se conocen como la noche de las velas. Se olvidan de la electricidad y la iluminación del pueblo se realiza con velas, la mayoría encendidas por los visitantes, lo cual le da al pueblo un color especial. Pero si prefieres ver el pueblo como es un día normal, lo mejor es visitarlo un fin de semana cualquiera y poder disfrutar de la hospitalidad de su gente y poder ver cada rincón de este pueblecito de la provincia de Segovia.

La visita al castillo es sin duda imprescindible, teniendo en cuenta que el conocido pintor vasco Ignacio de Zuloaga lo eligió para vivir en él y buscar inspiración. De hecho, fue gracias a él que Pedraza retomó actividad y renombre ya que muchos nobles decidieron fijar su segunda residencia aquí.

Manuel Ojeda

Manuel Ojeda

Soy una persona inquieta y siempre estoy interesado en descubrir lugares nuevos. El viajar me lo inculcaron desde pequeño, cosa que agradezco, aunque aún considero que me queda un gran camino por recorrer.
Manuel Ojeda

Latest posts by Manuel Ojeda (see all)