Múnich es la principal ciudad de la región de Baviera y la tercera en cuanto número de habitantes en Alemania tras Berlín y Hamburgo. Levantada junto al río Isar, Múnich es un destino ideal a incluir durante tus vacaciones en Alemania. Más allá de la historia más reciente en la que Múnich supuso la cuna del movimiento nazi, tras la Segunda Guerra Mundial quedó gran parte destruida pero hoy en día y tras una intensa labor durante décadas de reconstrucción, supone uno de los lugares más turísticos de toda Alemania.

Múnich es una ciudad llena de interesantes rincones en los que descubrir su historia además de una gran cantidad de sitios y lugares que muestran la ciudad moderna que es. Si vas a viajar a Múnich o estás pensando en ir, lee con atención todos los sitios de nuestra guía.

 

1.- Puertas de la ciudad de Múnich

goeuro - que ver en munich - puertas de munich

Para empezar la visita de la ciudad, mejor entrar por una de sus tres puertas: Karlstor, Isartor y Sendlinger Tor. Durante la Edad Media existía una muralla que protegía toda la ciudad de Múnich pero, debido a la velocidad con la que la ciudad crecía, hacia el siglo XVIII tuvo que ser destruida, manteniéndose solo estas tres puertas que hoy en día podemos aún contemplar.

  • Karlstor: En sus orígenes se llamaba Neuhauser Tor y contaba con tres torres, protegiendo la ciudad durante la época medieval. Una de ellas se destruyó en 1861 a causa de una explosión. Después de este acontecimiento, empezó la reconstrucción de la puerta bajo un estilo neogótico tal y como hoy la conocemos.
  • Isartor: Levantada en 1337, la puerta de Isartor es la más importante conservada ya que aún se mantiene su torre principal. De esta puerta destaca sus frescos que decoran el exterior pintados por Bernhard von Neher en 1835. En ellos se cuenta la historia de la victoria y retorno de Luis IV tras la batalla de Mühldorf a principios del siglo XIV.
  • Sendlinger Tor: Es la puerta más antigua de la ciudad, flanqueada por dos torres medievales y situada al sur de la Altstadt. La primera versión de la misma es de principios del siglo XIV y, desde entonces, sufrió diferentes restauraciones, la última es de 1980 tras quedar destrozada durante la Segunda Guerra Mundial.

2.- Frauenkirche

frauenkirsche - que ver en munich - goeuro

La catedral de Múnich es la Frauenkirche, que significa la Catedral de Nuestra Señora y es una de las principales atracciones turísticas de la ciudad. Se construyó sobre las ruinas de una antigua basílica romana entre los años 1468 y 1525. Está revestida de ladrillo rojo y muestra un aspecto de lo más sencillo con dos torres flanqueando su fachada. Durante la Segunda Guerra Mundial, como muchos otros edificios de la ciudad, quedó destruida. En su interior, lo que más llama la atención es la llamada “Pisada del Diablo”, lugar que según la leyenda fue donde pisó el diablo al ver que el arquitecto del tempo le engañó durante su construcción.

Cómo llegar: 
Metro: Marienplatz, líneas U3 y U6.
Cercanías: líneas S1, S2, S3, S4, S6, S7, S8, S27, SP1 y SP2.
Bus: línea 52.

3.- Marienplatz

goeuro - marienplatz - que ver en munich
Se puede decir que la Marienplatz es el corazón de la ciudad de Múnich. Poco saben que su nombre original era Schrannen, pero con fin de proteger a la ciudad del cólera, la plaza se renombró en honor a la virgen. Desde sus orígenes, la plaza supone un agradable lugar de celebración de eventos de todo tipo hasta hoy día. En la plaza destaca la columna de Santa María, levantada con fin de simbolizar el fin de la invasión sueca en el siglo XVII así como el fin de la peste, la herejía y el hambre; el Nuevo Ayuntamiento de Múnich, construido en estilo neogótico; y el Carillón, el cual suena todas las mañanas atrayendo a las decenas de turistas que pasan por allí y que se levantó también como celebración del final de la peste.

Cómo llegar:
Metro: U3 y U6 – Marienplatz
Bus:
línea 52. 
S-Bahn:
líneas 1 y 8

4.- Jardín Inglés

goeuro-que ver en munich-jardin ingles

Uno de los parques urbanos más grandes del mundo con sus más de 400 hectáreas se encuentran en Múnich y es el Jardín Inglés (Englischer Garten). En cuanto aparecen los primeros rayos de sol, los alemanes aprovechan cada rincón de sus espacios verdes para disfrutar del buen tiempo solos o en compañía, haciendo barbacoas, juegos de equilibrio o, simplemente, disfrutando del momento. Quienes simplemente quieran pasear por el parque, dispone de 78 kilómetros de caminos para ello.
En él también hay varios edificios que destacan en el parque, como un templo griego, una pagoda china o incluso una casa del té junto a un biergarten donde además de pedir cerveza podrás degustar algunas de las especialidades de la cocina alemana como el codillo, kartoffelsalat o las famosas currywursts.

Cómo llegar:
Metro:  U3 y U6 – Universität
Tranvía: Gondrellplatz: línea 18.
Bus: línea 154

5.- Eisbach

eisbach-que ver en munich-eisbach

¿Se puede hacer surf en el centro de Múnich? La respuesta es Sí. Los aficionados al surf no tienen que irse muy lejos para apaciguar el “mono”, ya que en Múnich también se puede practicar este deporte. Sin salir del Englischer Garten, el Eisbach regala una ola de casi un metro donde poder hacer surf en cualquier época del año, pero sobre todo durante el verano. Desde el año 2010, surfear la ola del Eisbach se permite solo a aquellos surfistas más experimentados dados los posibles riesgos que puede provocar las corrientes del río. Un espectáculo que merece la pena ver ya que no es muy habitual poder ver surferos en plena práctica en el centro de una ciudad sin salida al mar…

Cómo llegar:
Metro: U4 o U5. Parada de Lehel
Bus: StadtBus 100. Parada en Haus der Kunst

7.- Pinacotecas de Múnich

Los fetichistas del arte y la arquitectura tienen su punto imprescindible en Múnich aquí: en sus museos. Entre la gran variedad de museos con las que cuenta Múnich, voy a destacar tres de ellos:

  • Alte Pinakothek: Entre sus fondos se conservan obras de arte que abarcan desde la Edad Media hasta principios del siglo XIX. Entre sus más de 8.000 obras destacan las obras de los maestros alemanes así como la pintura flamenca, pero también guarda obras de la pintura italiana, francesa y españolas. Todo esto en el interior de un impresionante edificio neoclásico acompañado de un amplio jardín que sirve como lugar de descanso para los turistas.

    Cómo llegar:
    Tranvía: Pinakotheken, línea 27.
    Metro: U2 – Königsplatz o Theresienstrasse; U3 – Odeonsplatz o U6 – Universität
    Bus: líneas 100 y 154.
    alte pinakotheke - que ver en munich - goeuro

  • Neue Pinakothek: La “Pinacoteca nueva” se fundó a mediados del siglo XIX por el rey Luis I de Baviera y, aunque durante la Segunda Guerra Mundial quedó destruido, en los años ’80 se inauguraría el nuevo museo. Desde el Clasicismo hasta el Modernismo, entre sus 3.000 piezas están artistas como Van Gogh, Manet, Klimt o Cezanne.

    Cómo llegar:
    Tranvía: Pinakotheken, línea 27.
    Metro: U2 – Königsplatz o Theresienstrasse; U3 – Odeonsplatz o U6 – Universität
    Bus: líneas 100 y 154.

  • Pinakothek der Moderne: Lo primero que llama la atención de la Pinakothek der Moderne es su edificio de hormigón con unas forms cuidadas por el arquitecto alemán Stephan Braunfels. Aunque costó más de diez años y una gran inversión de dinero, hoy en día es todo un referente internacional de la arquitectura. En su interior se conservan obras de arte modernos, arte contemporáneo, obras sobre papel, una colección de diseño así como un espacio reservado para el estudio de la arquitectura.

    Cómo llegar:
    Tranvía: Pinakotheken, línea 27.
    Metro: U2 – Königsplatz o Theresienstrasse, U3 – Odeonsplatz o U6- Universität.
    Bus: líneas 100 y 154.

    goeuro - que ver en munich - pinakothek der moderne

    IG – @lauriquitaun

Sin lugar a dudas, tienes que visitar alguno de estos museos durante tus vacaciones en Múnich para empaparte de historia y arte.

8.- Hofbräuhaus

hofbrauhaus - que ver en munich - goeuro

IG – @lauren1992_

Una de las cervecerías más famosas de Múnich que visitar es la Hofbräuhaus. Su historia se remonta a finales del siglo XVI, pero no fue hasta mediados del siglo XIX cuando fue abierta al público oficialmente. Desde tal momento, la cervecería pasó a jugar un papel importante en la vida social y política, frecuentando entre sus clientes personajes históricos como Lenin. Es más, entre sus muros se tomaron decisiones políticas de importancia histórica como la proclamación de la República Soviética de Baviera o el programa de los 25 puntos por el que se basaría el Partido Nazi hasta su veto. Durante la Segunda Guerra Mundial, la cervecería quedó completamente destruida hasta su reconstrucción en 1958.

Hoy en día, por la Hofbräuhaus de Múnich pasan alrededor de 35.000 personas al día, siendo durante el Oktoberfest cuando mayores ganancias obtienen. Así si quieres algo que ver en Múnich con música bávara tradicional y viajar al pasado, tienes que pasar por aquí sin lugar a dudas.

Cómo llegar:
Metro: U3 y U6 – Marienplatz.
Cercanías: líneas S1, S2, S3, S4, S6, S7, S8, S27, SP1 y SP2.
Bus: línea 52.

9.- Odeonplatz

odeonsplatz - que ver en munich - goeuro

La primera vez que llegas hasta la Odeonplatz…. ¿no te resulta familiar su arquitectura? ¡Si pensaste en Italia estabas en lo cierto! El nombre de Odeonplatz se le otorga por encontrarse aquí un antiguo teatro, el cual, con el tiempo, pasó a ser un edificio gubernamental. Hoy en día sigue siendo una de las principales plazas de la ciudad y está formada por tres edificios representativos: la Feldherrnhalle, que simboliza el honor de ejército bávaro y recuerda a la Loggia dei Lanzi en Florencia; la Iglesia de los Teatinos, destaca por su fachada dorada de estilo Rococó; y el Hofgarten, jardín por el que se accede al Jardín Inglés y sirve de relajación para los muniquenses.

Cómo llegar: 
Metro:
 U3, U4, U5 y U6 – Odeonsplatz.
Bus: línea 100.

 

10.- Viktualienmarkt

viktualienmarkt - que ver en munich - goeuro


Con 22.000 metros, el Viktualienmarkt es el mercado de abastos de Múnich. En sus orígenes, este mercado estaba situado en la Marienplatz donde los campesinos vendían sus productos locales. Como cada vez este mercado se iba haciendo más y más popular, se trasladó donde hoy aún se encuentra, en el centro de la ciudad.

Hoy en día, turistas y locales se acercan hasta el Viktualienmarkt para disfrutar de los mejores productos frescos de la zona ya que se puede incluso “tapear a la alemana” en sus puestos.

Cómo llegar: 
Metro: líneas U3 y U6.
Bus: línea 52.
S-Bahn: líneas 1 y 8.

 

11.- Neuschwanstein

Si te sobra un día extra en Múnich no tienes que dejar de hacer una escapada por Baviera y visitar el castillo de Neuschwanstein. Es uno de los castillos más visitados y populares de Europa, y gran parte de la culpa la tiene Walt Disney. Sirvió de modelo para diseñar el castillo de la Bella Durmiente en Disneyland París por lo que el número de turistas curiosos aumentó considerablemente tras conocerse la noticia.

Además de ser un castillo bello por su aspecto, que esté situado junto a los Alpes tiroleses hace de Nueschwanstein un lugar de cuento. Su construcción data de 1868 bajo ordenes del monarca Luis II de Baviera y se localiza muy cerca de otro castillo, el de Hohenschwangau. Neuschwanstein se construyó como lugar de retiro de Luis II, también conocido como el Rey Loco, pero antes de concluir la construcción el monarca apareció muerto en un lago bajo circunstancias desconocidas.

Para visitar este castillo que recibe una media de 1,6 turistas cada año has de ir en tren hasta la localidad de Füssen y, después, tomar un bus gratuito que te deja en las inmediaciones del castillo.


Laura Montero

Soy una salmantina enamorada de Berlín donde vivo desde hace varios años ya. Me encanta perderme en los rincones de los lugares que visito, en las páginas de los libros que leo o en las imágenes de las películas que veo.